Evolución del SEO: Actualizaciones del algoritmo de Google

historia seo

El SEO (Search Engine Optimization) o posicionamiento web es, hoy en día, una de las técnicas más importantes en cualquier estrategia de marketing online.

Sin SEO no existe visibilidad de la página web, y sin visibilidad no hay forma de poder llegar al público objetivo. Pero ¿esto ha sido siempre así? ¿Desde cuándo es tan importante optimizar las páginas web y los contenidos para los motores búsqueda? ¡Sigue leyendo y descubre los orígenes y la evolución del SEO o posicionamiento web y como fue mejorando día a día atraves de distintas actualizaciones del algoritmo de Google!

¿Qué es el SEO?

SEO es un acrónimo de Search Engine Optimization, es decir, optimización para los motores de búsqueda, y se refiere a las técnicas que se usan para que una página web responda de la mejor manera posible a las consultas que hacen los usuarios en los buscadores como Google. Cuanto mejor lo haga, mejor posicionará, es decir, más arriba aparecerá en los resultados de búsqueda. Las estrategias de SEO combinan varias técnicas enfocadas a alcanzar estas primeras posiciones. En este otro artículo puedes saber más sobre qué es SEO en marketing digital y cómo funciona.

Agencia SEO Barcelona Servicios

¿Cuándo surge el SEO?

El SEO se ha desarrollado de forma vertiginosa en apenas dos décadas. Y es que su historia comienza, oficialmente, en el año 1998, con el lanzamiento del rey de los motores de búsqueda: Google. Desde entonces, SEO y Google están estrechamente vinculados.  Seguro que has oído hablar del famoso algoritmo. Este no es ni más ni menos que la fórmula matemática que utiliza Google para posicionar  los resultados, en función de las keywords o palabras clave, y que todos los expertos en SEO conocen bien.

¿Y antes de Google? Primeros motores de búsqueda

Los primeros buscadores se lanzaron en la primera mitad de los años 90. El primero, Wandex apareció en 1993 y fue desarrollado por Mathew Gray, un científico del MIT. Posteriormente llegaron otros como Webcrawler o Altavista. Google no llegó hasta 1998. Veamos algunos de los buscadores más célebres que le precedieron:

Webcrawler

Webcrawler fue el primer robot de búsqueda como tal, pues funcionaba indexando todo el contenido de la web en base a la búsqueda introducida por el usuario. Es decir, no se basaba solo en un resumen del texto original o en metadatos. Webcrawler funcionaba con su propia  base de datos de información y, además, separaba la publicidad del resto de resultados.

Surgió como un proyecto estudiantil en la Universidad de Washington. Su creador, Brian Pinkerton, lo vendió a AOL en 1995. Como curiosidad, todavía puedes visitar y usar Webcrawler, aunque los resultados que obtengas pertenecerán a Yahoo y a Google.  

Lo cierto es que WebCrawler ganó mucha popularidad en poco tiempo, pero fue eclipsado por Lycos.

– Lycos

Lanzado en el mismo año que Webcrawker, Lycos también fue un proyecto universitario, en este caso de la Universidad Carnegie Mellon, en Pittsburgh. Probablemente recordarás Lycos, ya que fue la web más visitada del mundo en 1999. Su perro labrado negro era la imagen de su buscador, y se hizo muy popular. 

Lycos fue adquirido por Terra, filial en internet de Telefónica, pero esta fusión fracasó y el buscador se devaluó. Fue vendido en varias ocasiones y actualmente pertenece  a una empresa hindú de marketing online.

Altavista

AltaVista también fue un buscador muy popular. Surgió en el año 1995. Como novedad respecto a otros buscadores, incorporaba un rastreador rápido, un hardware muy potente, y la capacidad de limitar los resultados de un dominio. Gracias a todas estas características podía hacer búsquedas muy eficientes.

Altavista fue todo un éxito, y recibía más de 80 millones de visitas al día, alcanzando su momento cumbre en 1997. En 1998 comenzó su decadencia con la entrada en escena de Google, que pronto comenzó a ganar usuarios.

Después de varias vicisitudes, Altavista fue comprado por Yahoo en 2003, pero la operación tampoco fue exitosa y acabó cerrando en el año 2013.

Asesoria SEO gratis

La revolución que llegó con Google

Cuando Google llegó en 1998, pocos eran conscientes de la importancia que esta herramienta acabaría teniendo. Imprescindible hoy en día, Google fue creada, como sus predecesores, por dos estudiantes. En este caso por Larry Page y Sergey Brinn, con ayuda de su profesor, Héctor García Molina. Todo surgió como un proyecto de su tesis doctoral, en la que buscaban desarrollar un buscador que superase al que por aquel entonces acaparaba el sector, Altavista. Y vaya que si lo consiguieron. En 1998 fundaron Google como empresa. El nombre, por cierto, proviene de googol, una palabra matemática que sirve para referirse a 10 elevado a 100. Y desde entonces, Google, no ha dejado de crecer.

¿Cómo funcionaba el posicionamiento web en sus inicios?

En los inicios de los buscadores, en los años 90, la labor de posicionar las páginas web dependía de los webmasters o administradores de páginas web. Ellos eran quienes, además del diseño  y otras cuestiones técnicas, se ocupaban de indexar la página en los buscadores. Se trataba de un proceso manual que consistía en descargar la web en los servidores del motor de búsqueda para indexar todos sus vínculos.

De acuerdo con el analista de sistemas Danny Sullivan, fue a partir de 1997 cuando los dueños de las webs comenzaron a ser conscientes de la importancia que tenía ser rastreados por los motores de búsqueda, y cuando la optimización para motores de búsqueda comenzó a ser conocida. En cuanto a cómo se acuñó el concepto  o cuándo se usó por primera vez el término SEO, conviven varias teorías, aunque lo que parece que está claro, es que fue en 1997. En este año, Leland Harden y Rick Brune publicaron el libro Net Results: Web Marketing that Works. En él relatan cómo el manager de la banda de rock  Jefferson Starship, telefoneó indignado a  la empresa en la que trabajaba Leland Harden, Cybernautics, y  que había diseñado su web, para quejarse de que al teclear el nombre de la banda en el buscador, este no aparecía en primera posición sino en cuarta.

Así que la empresa Cybernautics se puso manos  a la obra e hizo subir la posición de la página del grupo incluyendo varias veces las palabras “Jefferson Starship” en la página.

Leland Harden denominó a esta nueva disciplina, SEO, es decir Search Engine Optimization (optimización para motores de búsqueda).

Hasta la llegada de Google en 1998, los algoritmos que usaban los motores de búsqueda eran muy sencillos. Para determinar la importancia de un portal web contaban el número de enlaces entrantes.

Google comenzó a destacar sobre el resto de buscadores utilizando el Page Rank, que se basaba principalmente en el número de visitas, número de veces que aparecían en la web las palabras que los usuarios introducían en el buscador (keywords o palabras clave) y los links entrantes, es decir, de otras páginas que las enlazaban.

El desarrollo del SEO

Paralelamente al auge de Google los internautas comenzaron a percibir el enorme potencial comercial de Internet, y cómo aparecer en las primeras posiciones de los buscadores era muy importante si querían llegar a sus clientes

Comenzó entonces la guerra salvaje del SEO, que se desarrolló entre los años 2000 y 2005.

Durante ese periodo el Black Hat SEO (o SEO de “sombrero negro”) vivió su época de esplendor. Se aplicaban de manera desproporcionada técnicas SEO encaminadas a lograr un posicionamiento rápido, dejando la calidad del contenido y el servicio al usuario en un segundo plano. Estas prácticas, que eran perseguidas por Google y que algunas de ellas aún se practican, consistían en copiar contenido de otras webs, el tráfico de backlinks o el uso indiscriminado de palabras clave,  por ejemplo creando contenido oculto escribiendo muchas palabras clave con el mismo color que el fondo de la web. Si quieres saber más sobre el sombrero negro del y el sombrero blanco del SEO, puedes leer este post.

La importancia del algoritmo SEO

Como es lógico, el mayor perjudicado era el usuario, que no encontraba lo que realmente buscaba. Por eso Google, a partir del año 2007 comenzó a realizar una serie de mejoras en su algoritmo, enfocadas a priorizar la calidad de los contenidos y la utilidad para los usuarios.

Esto supuso el surgimiento de una nueva disciplina, con profesionales que se especializaron en conocer todos los recovecos y actualizaciones del SEO, para poder aplicarlos a las páginas web y garantizarles un buen posicionamiento. 

Google fue perfeccionando su algoritmo y cada vez fue primando más la calidad real del contenido.

Sin embargo, el algoritmo todavía se fundamentaba sobre el SEO  on page y el linkbuilding.

El SEO on page se basa en todas las optimizaciones que se realizan internamente, dentro una página web para propiciar que Google pueda indexar sus contenidos de la forma más rápida posible.

El linkbuilding, por su parte, busca aumentar los enlaces entrantes hacia una web, para promocionarla.

Actualizaciones del Algoritmo

Panda

En el año 2011 llegó Panda, una de las actualizaciones más conocidas del algoritmo de Google,  y que priorizaba el contenido original y de valor para el usuario. Panda  premiaba aspectos como el tiempo de permanencia de un usuario en una web o el número total de páginas vistas dentro de la misma. 

En definitiva, tomaba en consideración la respuesta del usuario para determinar la calidad de una página web.

Después de Panda, llegaron otras actualizaciones importantes del algoritmo, como Penguin o Hummingbirg.

Penguin

Penguin se lanzó en el año 2012 y su prioridad fue detectar los enlaces artificiales, es decir, no generados de manera natural.

Colibrí

Al año siguiente, en 2013, llegó Google Hummingbird (colibrí) destinado a mejorar la eficacia del propio buscador, optimizando su velocidad y su comprensión de búsquedas largas y complejas, algo muy necesario debido al incremento de las búsquedas por voz desde los dispositivos móviles.

Google Pigeon

En el año 2014, entró en escena, Google Pigeon, uno de los algoritmos más desconocidos. Su objetivo fue el posicionamiento SEO local, pues priorizaba las búsquedas locales sobre las globales, teniendo en cuenta la ubicación del usuario.

– Fred

Ya en el 2007 apareció el algoritmo Fred, que cogió a muchos por sorpresa y que penalizó a las webs que priorizaban la publicidad (enfocada a ganar dinero) sobre la experiencia del usuario.

Como ves las actualizaciones de Google para mejorar su algoritmo son constantes, y el objetivo que persiguen es claro: mejorar la experiencia del usuario.

El SEO ha evolucionado desde un indexado muy rudimentario en el que sobresalían las páginas que se basaban en responder solo a las cuestiones técnicas del algoritmo dejando de lado la calidad del contenido, a una época en la que lo realmente importante es que el usuario encuentre, de la forma más rápida y eficaz posible, lo que está buscando.

En todo caso en SEO es algo vivo que va adaptándose a medida que avanza la sociedad y la tecnología. Su criterio, cada vez más “humano”, tiene como objetivo la satisfacción del usuario.

Lo que está claro es que, con unos criterios u otros, mejorar el posicionamiento SEO sigue siendo fundamental para lograr visibilidad en el buscador líder, y si tienes un negocio con presencia digital, no puedes obviarlo.

Si aun no sabes como funciona el Algoritmo Bert te recomendamos nuestro post: Qué es el Algoritmo Google Bert y cómo afecta al Posicionamiento SEO

Formulario Newsletter Posts

¿Te gusta lo que estás leyendo? Suscríbete a nuestro email y recibe semanalmente nuestro boletin con los mejores artículos.

¿Buscas una agencia de SEO?

En NothingAD somos una Agencia SEO expertos en posicionamiento web. Ponemos a tu disposición un equipo especialistas en posicionamiento web y los softwares de inbound marketing y de optimización más avanzados. Posicionar a tu empresa entre los primeros resultados de Google, no es misión imposible. ¡Ponte en contacto con NothingAD y compruébalo! Elaboraremos una estrategia SEO completamente adaptada a tu negocio. ¡Comienza ya a destacar sobre tu competencia!

Artículos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *